Registrarme
Entrevistas | Vie, 13 de May de 2016

El rock directo del Tano Marciello

 

"Estoy muy feliz de ir a tocar a Rosario porque es una de las ciudades que me ha recibido siempre con más cariño, tanto cuando fui solista como con Almafuerte, es como una gran familia para mí." Las palabras de Claudio Marciello suenan sinceras y sentidas del otro lado del teléfono cuando, sobre el final de la charla con RosarioRock.com, se le pregunta qué le gustaría agregar a esta entrevista. El guitarrista de Almafuerte se muestra como una persona sencilla y humilde, más allá de todo el virtuosismo que exhibe cada vez que sube a un escenario. Marciello es un músico activo y prolífico, que se reparte entre Almafuerte y su proyecto solista, pero que además está siempre dispuesto para colaborar con cualquier músico que lo llame, sin importar si fuera alguien consagrado o desconocido, ni el estilo que tenga.

Marciello es la mano derecha de Ricardo Iorio en una de las bandas más importantes del heavy metal (o metal pesado, como les gusta decir a ambos) del rock nacional, pero el viernes 13 llegó al Teatro Vorterix Rosario para mostrar su material solista para repasar sus cuatro discos y sobre todo el último “Rock directo”, que marcó una consolidación en muchos aspectos de su faceta solista. Como punto de encuentro entre sus dos proyectos, el disco cierra con una versión eléctrica de "Caballo negro", misma canción que marca el final de “Trillando la fina”, último disco de Almafuerte.

El Tano Marciello comenzó explicando que, a diferencia de Almafuerte, cuando es solista "es todo un poco más elástico, no está enfocado a un sonido en especial. Es más rockero y tiene un común denominador, que es el sonido de la guitarra y mi estilo para tocar, el mismo que van a encontrar en todos los grupos que estuve y que colabore. El sonido en sí es diferente porque siempre me acompañan diferentes músicos. Para mi próximo disco, la idea es sacarlo con los mismos músicos que este último, entonces quizás ahora pueda haber algo similar. La banda suena muy bien, muy ajustada, solo queda terminar algunas cosas y empezar a ensayarlo. Se podría grabar para fin de año o quizás marzo del año que viene."

Su banda actual está conformada por su hija Melina en batería, su primo Pablo Marciello en teclados y Leo Radaelli en bajo. El comentario le dio pie a Marciello para compartir una noticia que lo tiene desbordante de alegría: va a ser abuelo. "Mi hija Melina toca este viernes en el Vorterix y después ya se toma una licencia porque está por tener familia, ya está en fecha y no podemos tomar ese riesgo. Estoy muy contento porque voy a pasar por una etapa que no esperaba, que es la de ser abuelo, de cumplir con esos ciclos de la vida. Va a ser una nena."

Cuando comenzó su carrera solista en 2001, su primer disco “Puesto en marcha” tuvo cantantes invitados. El segundo, “De pie” de 2004, fue casi todo instrumental, y recién en “Identificado” de 2010, el Tano se animó a cantar casi todo el disco. Este cuarto trabajo, “Rock directo”, es el trabajo en el que Marciello terminó de ganar confianza y se consolidó en el rol de cantante. "A partir de “Rock Directo” pude desarrollar mejor mi rol como cantante. Consolidé todo, el sonido, la orientación. Todo pasa por la experimentación, y todo sirvió para ir encontrando una brecha más sólida. A partir de este disco se abre una nueva ventana, es un nuevo comienzo."

Consultado sobre si sus presentaciones solistas, en las que tiene que tocar y cantar al mismo tiempo, implican una preparación o desafío distinto a los shows de Almafuerte, el guitarrista minimizó aclarando que "obviamente estoy preparado para esto. Cuando hago las canciones siempre estoy tirando una melodía imaginaria, así compongas para vos o para alguien más. A partir del último disco, empecé a consolidarme mucho más en este oficio. En vivo no tengo mayores problemas para hacerlo, al contrario, ya ensayo de la misma manera que toco en vivo en los shows, utilizando los mismos recursos de sonido."

En el tema "Rock directo" Marciello homenajeó a sus influencias, como El Reloj, Vox Dei, Pescado Rabioso, Pappo, La Pesada y Manal, reconociendo que “con el tiempo ellos fueron mi partitura, influencias que aportaron a mi estilo”. El Tano está convencido de que "si uno no rescata los orígenes pierde la cultura, entonces tengo que nombrar a todos esos grupos, y también hubo muchos otros que quedaron afuera porque no entraban en la rima. Cuando me regalaron mi primera guitarra, empecé a tocar sin profesor, sin nadie, solamente mi hermano, que fue el primer guitarrista que tuve, fue quien me pasó los primeros acordes y me hizo incursionar en el rock. Después escuchaba los grupos que menciono en la canción, que fueron las bandas que marcaron a mi generación, y lo primero que hacía era tratar, como cualquier curioso del instrumento, de sacar un tema. Escuchaba a estos grupos sin Internet ni nada, tenía que poner el disco y escuchar el solo varias veces para sacarlo. Todo eso forjó mi estilo musical."

Tu carrera solista también te obliga a escribir las letras, a diferencia de Almafuerte, en donde Ricardo Iorio es el encargado. ¿Qué te inspira o qué momentos encontras para escribir?
No sé realmente cómo sucede, puedo escribir una canción de varias maneras. A veces voy viajando por la ruta, quizás paro en un costado y escribo una frase, o a veces me puede salir toda una letra entera. Soy medio nocturno así que por lo general llego a mi casa, ceno con mi familia y después a la noche me quedo tocando un rato la viola, mirando un poco de tele o escuchando algún disco, y por ahí termino de redondear algún concepto.

Son visiones que tengo de cosas que me pasan en la vida, reflexiones o a veces encuentro algún personaje y lo reflejo en alguna canción. Es parte de la vida cotidiana, no tengo un momento específico para hacer las cosas. Al igual que las canciones, que musicalmente salen de la improvisación, de ponerme a tocar, de que me enganche con un riff, lo desarrolle con alguna secuencia armónica y salga. No soy alguien que tenga una métrica poética o espere la musa inspiradora y toda esa verdura.

Almafuerte ya tiene más de veinte años y sos el músico que más tiempo trabajó al lado de Iorio, ¿Cuál es el secreto, si es que existe alguno, para que sigan juntos?
Es una manera que enganchamos desde hace mucho tiempo, desde “Piedra libre”, el disco de las cartas, que empezamos a trabajar de esa manera. Hoy en día podemos estar quizás un año sin tocar y de pronto juntarnos y decirnos "Tano tengo esta letra" y "yo tengo esta música" quizás no hace falta ni siquiera prepararlo. Nos juntamos y está. Hoy en día, Almafuerte tiene un disco, está en stand-by, faltaría ensayarlo y que Ricardo escriba las letras, pero la música ya está.

 




Escrito por:
Martín Kekedjian
Hombre, 39 años
  • Comentá usando facebook ()
  • Comentá usando RR (0)
Usuarios a los que les gusta el artículo